Inicio Información de interés La nueva y difícil experiencia de trabajar desde casa ya no asusta...

La nueva y difícil experiencia de trabajar desde casa ya no asusta tanto

959
0
las dificultades del teletrabajo ya no son tantas

Debido a la nueva situación causada por la pandemia, la mayoría de las personas han estado obligadas a hacer frente a un nuevo y diferente escenario laboral, social y educativo.

Constantemente se recomienda que tanto las personas como los negocios y empresas deben adaptarse a la nueva situación, una realidad que surgió repentina y sorpresivamente, a fin de acatar y respetar la recomendación de mantenerse dentro de sus casas durante el tiempo que deba durar la cuarentena.

Ahora, después de un tiempo, esta inesperada situación ha logrado instalarse poco a poco y ha hecho que las personas y negocios se acostumbren a ella, a pesar de los numerosos inconvenientes que supone.

Adaptación de empresas y personas

Debido a la expansión del Covid-19 a nivel global, los Gobiernos del mundo han optado por adoptar medidas que cada vez se vuelven más estrictas, con el propósito de detener la propagación de la pandemia.

Eso ha obligado a los negocios de los diversos sectores a realizar malabares que les permitan no solo hacer frente a la emergencia, sino también el desarrollar estrategias que les ayuden tanto a proteger a su personal como a su actividad de un mal, el cual ya se encuentra golpeando fuertemente la economía.

Esto ha hecho que el teletrabajo, aconsejado por muchos expertos, se convierta en la herramienta seleccionada por numerosos negocios para impedir que se detenga su actividad laboral.

Sin embargo, el mundo empresarial resulta bastante diverso, por lo que del mismo modo que hay negocios cuyo personal se encuentra trabajando desde casa.

Hay numerosos pequeños comerciantes que han optado por atender con guantes a los clientes que acuden a sus establecimiento, y otros que se han visto obligados a modificar sus dinámicas laborales, para asegurarse que los turnos de sus trabajadores no coincidan e incluso, encargándose de medir la temperatura de todas aquellas personas que entran a las fábricas y salen de ellas.

En el caso de las pymes, resulta ser doblemente dificultoso para conseguir permanecer a flote frente a esta nueva situación,y es que únicamente una pequeña parte tanto de las pequeñas como de las medianas empresas, suelen contar con una estrategia de digitalización.

Una gran parte de ellas ni siquiera disponen de equipos informáticos internos y ordenadores portátiles, los cuales les permitan organizar sistemas de teletrabajo.

Pero eso no es todo, ya que poco después de detectar los primeros casos de Covid-19 positivos, son muchos los países que han optado por suspender las clases en los diversos niveles educativos, al igual que han decidido cerrar la mayoría de espacios de entretenimiento y lugares donde solían reunirse muchas personas.

Esto, más la decisión de muchos negocios de permitir que sus trabajadores realicen sus labores desde el hogar, pretende evitar que una gran cantidad de personas circulen en las calles, y aunque ayuda a evitar los contagios, no puede negarse que pone en peligro la economía de bastante personas y también de muchos negocios.

De este modo, gran parte de los negocios y empresas independientes se encuentran en busca de alternativas que les permitan sobrevivir económicamente. 

En el caso de los empleados de áreas administrativas y de oficina, al igual que para las personas que trabajaban previamente de forma digital, el adaptarse al teletrabajo no ha sido tan complicado, sin embargo, no todos los trabajadores y/o negocios cuentan con esa misma suerte.

Afortunadamente y para muchos, gran parte de estas modificaciones se han podido llevar a cabo a través de internet, permitiendo que incluso los emprendedores tengan una alternativa gracias al uso de páginas web y redes sociales.

La oficina en casa

La situación actual ha cambiado la vida de numerosas personas alrededor del mundo, al hacer que los diversos Gobiernos determinaran drásticas medidas que les ayuden a impedir su propagación, y dentro de esas medidas o restricciones se encuentra el que las personas permanezcan dentro de sus casas.

Y aunque mantener una oficina en casa no es tan complicado como muchos podrían pensar, lo cierto es que para hacerlo de forma óptima, resulta preciso establecer un horario de trabajo tan parecido como sea posible al horario tradicional de oficina.

No obstante, esto no quiere decir que las personas deban mantenerse trabajando todo el día, sino que deben intentar ser tan productivos como en la oficina y programar cualquier otra actividad laboral que deban o quieran realizar.

Asimismo, hay que tener presente que, aunque trabajar desde el hogar podría parecer una labor individual, lo cierto es que supone mantente la interacción y comunicación con otros.

De manera que quienes deben realizar teletrabajo tienen que asegurarse de adaptar su horario y establecer métodos de colaboración con sus colegas para poder trabajar mejor, de manera remota.

De igual modo, cabe mencionar que trabajar en casa posee ciertas ventajas y también algunos inconvenientes, pero el problema suele ser mayor, si las personas se ven obligadas a combinar el teletrabajo con el cuidado de los niños, los cuales debido a la suspensión de clases se encuentran igualmente en casa durante todo el día.

Con la suspensión de clases, los padres han tenido que enfrentarse a otra interrogante: ¿Cómo garantizar la educación de sus hijos mientras están casa, a fin de impedir que se atrasen?

Para empezar, es preciso asegurarse de explicarle a los niños que la cuarentena busca evitar el contagio y preservar la salud, por lo que en realidad no se tratan de vacaciones.

El mejor consejo para estos casos, independientemente de la edad que puedan tener los estudiantes, consiste principalmente en priorizar un lugar exclusivo para realizar las actividades escolares y evitar cualquier distracción.

Para terminar, es igualmente conveniente acceder al material de estudio online para contar con un plan de educación eficaz.

Por suerte, actualmente existen diversos medios en línea y plataformas mediante las que se puede tener acceso a los contenidos que ven los niños en clases.

Asimismo, muchos profesores están dictando clases online o enviando a sus estudiantes, las respectivas tareas que deben realizar para mantenerse al día con los contenidos.

Artículo anteriorEl teletrabajo o la educación de los niños ahora que no pueden ir al cole
Artículo siguienteAhora que volvemos a la normalidad, estas son las cosas que no pueden faltar en una oficina

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here